jueves, 28 de septiembre de 2017

¿Cómo instalo VDrift en Ubuntu?

¡Trabajadores!

Indudablemente, me he destacado como aficionado a todo tipo de deportes, y en especial a aquellos que refieren al deporte motor.

Esto hace caso al hecho de que antes del Justicialismo casi no existía industria automotriz en la Argentina. La poca que había, sufría de un gran maltrato por parte de todos los gobiernos de la Antipatria. Así las cosas, no nos quedó más que encauzar la industria bajo una serie de planes de promoción industrial habilidosamente concebidos. A dichos planes dimos en llamar Primer Plan Quinquenal.


Entre las realizaciones se comprendía el desarrollo a partir de la matriz aeronáutica ya instalada y expandida a partir de la gestión del Brigadier Ingeniero San Martín. La fábrica operaba con personal especializado y sus ataviajes muy bien montados habían dado prueba de una excelente calidad constructiva. Grandes series de aviones "DL" y "Huanquero", amén de los excelentes Pulquis, ya surcaban el cielo de la Patria.

Fue natural que contásemos entonces con desarrollos de buenos motores, pero sobre todo, de unidades de alta potencia y pesos reducidos. La Fábrica avanzó en áreas de los coches sport aplicando tecnologías aeronáuticas de avanzada, como el moldeado de plástico poliéster con fibra de vidrio. En 1952 IAME comenzó el desarrollo de la este tipo de resinado para utilizarlo en los carrozados de embarcaciones y automóviles, logrando una preserie como el Justicialista Gran Sport (en ese momento sólo EE.UU. había incursionado en el tema). Especialmente se concibió entonces el de adaptar un automóvil impulsado a hélice, dotado de un motor Continetal aeronáutico de 65 HP.

Dentro de estas esquematizaciones, se propone al año siguiente en Córdoba una serie de motores de combustión de 4 tiempos diseñados por Ambrosio Luis Talavella, novedosos por contar con refrigeración por aire provista por una turbina colateral axial. Estos se presentan en varios tamaños y potencias, destacándose un V8 refrigerado por aire a turbina, con 120 CV a 4.450 vueltas, alimentado por cuatro carburadores de doble boca.

Este conjunto de avanzada fue montamos en una Cupé que tiraba 195 km/h en el circuito, y lo más sorprendente es que al acelerar violentamente se mantenía correcta la temperatura y aplomadura al piso. Mientras el chassis rodaba, todos recuerdan sus escapes al pasar los cambios, que por designio del destino bramaban airosos a los cielos Cordobeses unos onomatopéyicos "pe-róooon pe-róoooon".



La libertad total de los diseños puede ser fácilmente llevada al mundo digital, en base a un logrado juego de carreras: el VDrift.

Se trata de un software 3D de simulación de vehículos y carreras, liberado bajo GPLv2 y con grandes propiedades multimedia.

Para instalar este juego, en primer lugar debemos abrir una Terminal con Ctrl+Alt+T y descargamos las dependencias necesarias con:

sudo apt-get install g++ scons libsdl2-dev libsdl2-image-dev libbullet-dev libvorbis-dev libcurl4-gnutls-dev

Una vez descargadas las dependencias, podremos descargar el archivo con el código fuente comprimido, descargando este archivo. Normalmente, una vez descargado aparecerá en nuestra carpeta /Descargas.

Una vez que se haya producido la descarga, podremos descomprimirlo con:

cd ~/Descargas/ ;

tar xvjf vdrift-2014-10-20.tar.bz2 ;

Luego podremos proceder a la compilación directa del código fuente. Ello lo haremos con:


cd ~/Descargas/vdrift/ ;
scons arch=a64 release=1 extbullet=1 prefix=/usr/local


Y una vez que haya compilado (creará la carpeta /build), podremos instalarlo a nuestra carpeta de usuario local con:

sudo scons install prefix=/usr/local


Podremos crearle un acceso directo haciendo clic sobre el panel superior y elegimos "Editar Menús...". En la lista izquierda elegimos la categoría Juegos y presionamos el botón "+Elemento Nuevo". Y allí surgirá la ventana Crear Lanzador. En su campo comando nos aseguramos que diga "vdrift" (en minúscula). En el campo Nombre podremos poner "Vdrift" con Mayúscula. Dentro de Comentario podremos agregar una descripción pertinente para el lanzador.
Ahora podremos ejecutar Vdrift desde Aplicaciones / Juegos / VDrift.

El juego presenta la posibilidad de elegir diferentes vehículos y escoger sus esquemas de pintura, accesorios, y demás. Contaremos con unos doce autos para elegir, y unos doce circuitos, pero podremos actualizarlos por versiones mas completas de los mismos. Todo ello lo podremos hacer desde el Menú Update / Check Updates ("Revisar actualizaciones") y luego haciendo clic en la opción  Update / cars (Actualizar autos) o  Update / Tracks ("Actualizar circuitos").
La opción típica nos permite lanzar una carrera de práctica u competición a determinada cantidad de vueltas o con un número de oponentes "bots" determinados (hasta 11).

El control típico es con el teclado, y suele constar de las Flechas del Cursor para acelerar y frenar, girar a la izquierda o a la derecha, la barra espaciadora como freno de mano, a la vez que usamos q y w para rebajar o cambiar la marcha.

Sin embargo, también podremos usar el menú Input del juego para configurar otros dispositivos a fin de hacer mucho más realista y sencillo el control de los vehículos. Entre estos dispositivos especializados - por ejemplo - podríamos contar con el controlador integrado G26 de Logitech.

Este consta de un total de cuatro ejes divididos en tres dispositivos interconectados. Principalmente tenemos un volante de 11 pulgadas revestido en cuero que ofrece eje lateral, así como una pedalera con tres pedales (el sistema controla ejes para embrague, freno y acelerador sensibles). Los cambios pueden hacerse con los paddles secuenciales al volante, o por medio de una unidad pedestal con palanca de cambios revestida en cuero de seis velocidades (la marcha atrás con presión hacia abajo). A su vez, lo montamos en un soporte G29 de la misma marca.


Además de las posibilidades convencionales de este juego de carreras (que no son muy variables frente a otros títulos históricos), contamos con unos de los principales aportes, el de poder realizar derrapes laterales ("drifting"). Esta técnica de conducción nos permite hacer un uso maestro del torque-motor y la adherencia del neumático al terreno para hacer sobrepasajes o apuntar la trompa del auto en un sentido distinto al del vector de desplazamiento del auto.
Para ello es imprescindible contar con gran muñeca y un uso hábil del embrague. Al aproximar a una curva cerrada, podremos embragar hasta la mitad mientra aceleramos a medias, y mandamos un volantazo en el sentido deseado, a fin de conseguir el derrape. Debemos controlarlo mediante la presión del embrague y el retén del acelerador, así como una control lateral progresivo del volante, a la Juan Manuel Fangio. También podremos hacer suaves toques al freno en caso de ser necesario.
Además de las vistas en Tercera Persona (F3), podremos contar con una o dos visiones de tablero o posición de conducción en primera persona (F2).
Con esta configuración podremos tirar cambios hábilmente en nuestro Gran Sport Institec coupé con motor IAME V8 de Ambrosio Talavella y caja de 4 marchas con techo vinílico desmontable, fue presentado en París en agosto de 1955.

Para borrar los archivos de instalación una vez finalizado dicho procedimiento, podremos introducir el siguiente Comando de Organización:

rm -r ~/Descargas/vdrift/

No hay comentarios:

Publicar un comentario